El exalcalde de Monterrey, Felipe Enríquez, no se quedó callado y presentó un recurso en contra de la convocatoria para la renovación de la dirigencia del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en Nuevo León.

Y es que Enríquez señaló que prácticamente se está dando un “dedazo” para imponer a Heriberto Treviño como líder estatal del PRI, con lo cual se favorecería al grupo de Rodrigo Medina.

Esto se trasladaría al proceso electoral del 2021, pues los integrantes del grupo medinista serían colocados en las diversas candidaturas.

De esta manera se avecina una fuerte disputa entre las diversas facciones que componen al PRI en el estado norteño.